facebook pixel

Costillas Miso Braseadas

  • Dificultad
    1/3
    Fácil
  • Preparación
    2
    Horas
  • Rendimiento
    4
    porciones
  • Porción recomendada
    200
    gramos

Estas Costillas Miso Braseadas, bañadas con una salsa inspirada en la cocina asiática, son perfectas para sorprender a tus invitados.   Prepara estas deliciosas Costillas Miso Braseadas para una reunión con tu familia o amigos.   Además de ser una receta deliciosas, estoy seguro que sorprenderás a tus amigos por su gran sabor.   Agrega un poco de vino tinto en la preparación y le dará un sabor muy particular a esta receta.   Esta receta es perfecta si tienes invitados a comer, también puedes prepararla el fin de semana para compartir en familia.   Otro de los ingredientes secretos es la Salsa Sriracha, le agregará un ligero sabor picosito a estas Costillas.   El miso es un sazonador japonés hecho a base de semillas de soja y sal de mar.    

Para marinar:

Para brasear:

Para servir:

Para marinar:

  1. 1Mezcla miso, vinagre y aceite de oliva en un refractario rectangular apto para horno y estufa, en donde quepan las costillas.
  2. 2Incorpora las costillas, frótalas con la mezcla para marinar y espolvorea con flor de sal.
  3. 3Lleva descubierto a tu Refrigerador Samsung® y deja por 8 horas o una noche antes de cocinar.

Para brasear:

  1. 1Precalienta tu horno a 180° C.
  2. 2Retira las costillas del refractario y coloca en tu estufa el refractario a fuego alto.
  3. 3Calienta una cucharada de aceite de aguacate y sella las costillas por ambos lados, hasta que temen un todo dorado
  4. 4Retira y reserva.
  5. 5Agrega el resto del aceite, deja calentar y cocina los vegetales, moviendo ocasionalmente, hasta que la cebolla y el apio transparenten
  6. 6Agrega la pasta de tomate y mezcla bien.
  7. 7Añade vino tinto, raspa el fondo del refractario para extraer todo el sabor y cocina a fuego medio hasta que el vino reduzca a la mitad.
  8. 8Vierte el caldo, agrega las hierbas aromáticas y ella cabeza de ajos y deja a fuego medio hasta que hierva.
  9. 9Coloca las costillas dentro del refractario, asegurándote que estén cubiertas completamente por el líquido. Si fuera necesario compensa con un poco de agua.
  10. 10Cubre el refractario con papel aluminio o con su tapa y lleva a hornear de 2 a 3 horas, hasta que la carne esté tan suave que se separe del hueso.

Para servir:

  1. 1Sirve las costillas en un Platón, baña con los jugos de la cocción y agrega encima berros.
  2. 2Disfruta con jugo de limón amarillo y salsa sriracha.
Información Nutricional
Costillas Miso Braseadas