facebook pixel
Chef Oropeza en G+

Reduce tu presión practicando yoga

Reduce tu presión practicando yoga

Con un plan alimenticio saludable podrás controlar tus niveles de colesterol. Además de beneficiarte, beneficiarás a tu familia.

Practicar yoga después del parto, además de ayudarte a recuperar tu figura, te ayudará a reducir la hipertensión en caso de tenerla.

Empezar con ejercicios de meditación y respiración te ayudará en la recuperación para incrementar la energía y el bienestar, al mismo tiempo que estimulas el equilibrio físico, mental y espiritual.

Por otro lado, además de ayudarte a alcanzar un equilibrio en tu vida, estudios de investigación han demostrado que practicar técnicas de control de la respiración consciente reduce rápidamente la presión arterial.

De acuerdo con el sitio Web www.insayoga.com creado por verdaderos profesionales del yoga, si una práctica de yoga tiene un efecto relajante y puede equilibrar el sistema nervioso, algunas asanas funcionan mejor que otras para realmente bajar la presión arterial.

Cuando realices posturas como la Trikonasana (postura del triángulo) es conveniente que mires hacia el suelo en lugar de hacia el techo para evitar que la presión arterial se eleve.

Evita las poses que comprimen la parte delantera del diafragma como Dhanurasana (postura del arco) y Mayurasana (pavo real), porque cualquier persona con presión arterial no tratada debe evitar inversiones no compatibles, como Sirshasana (postura sobre la cabeza) o Adho Mukha Vrikshasana (el pino), o cualquier otra postura en la que se pueda sentir presión en la garganta o que causa que la respiración se haga pesada o difícil.

Las siguientes posturas esta diseñada para preparar la práctica de las inversiones en forma segura y sin aumentar tu presión arterial:

1.Adho Mukha Svanasana (postura del perro mirando hacia abajo) con soporte: Apoyar la cabeza en las flexiones hacia delante ayuda en los casos de hipertensión.

2.Uttanasana (flexión hacia delante) con soporte para la cabeza.

3.Pashchimottanasana (postura de extensión posterior) con soportes.

4.Halasana (postura del arado) apoyando las piernas en una silla.

5.Setu Bandha Sarvangasana (postura del puente) con cojín tras la espalda.

Por último, te compartimos un par de recetas saludables ideales para mantener tu presión arterial controlada.

¿Te gustó este artículo?