facebook pixel

Neuropatía diabetica

Neuropatía
Neuropatía

Es una de las complicaciones más frecuentes entre las personas que viven con diabetes y donde sus daños son irreversibles. Conoce más sobre este padecimiento y descubre como evitarlo.

Es una de las complicaciones más frecuentes entre las personas que viven con diabetes y donde sus daños son irreversibles. Conoce más sobre este padecimiento y descubre como evitarlo.

¿Qué es? Se caracteriza por el trastorno a los nervios periféricos, los cuales se encuentran fuera del cerebro y de la médula espinal, nos comentó Marcela Vega García de La Federación Mexicana de Diabetes A. C. “Este mal es la principal causa de amputación del pie”, señala la experta.

¿Qué lo provoca? Si una persona que vive con diabetes mantiene niveles elevados de azúcar en la sangre por un tiempo prolongado, puede llegar a padecer una neuropatía. Marcela Vega asegura que “esto ocasiona daños en los vasos sanguíneos provocando que el aporte de nutrientes y oxígeno a los nervios disminuye. El resultado, una conducción nerviosa anormal”.

Detecta sus síntomas

Este dependen del sitio en el que se encuentran los nervios afectados:

Sistema cardiovascular

“Hay alteraciones en la frecuencia cardiaca, mareos, cansancio e infarto”, explica Vega. Si has presentado alguno de estos síntomas visita a tu médico de inmediato.

Sistema gastrointestinal

La experta manifiesta que puede haber dolor abdominal, dificultad para tragar, náuseas, vómito, estreñimiento y diarrea, entre otros.

Sistema genitourinario

Marcela Vega señala que “ se presenta incontinencia urinaria, micciones frecuentes e infecciones urinarias. En algunos hombres se experimenta disfunción eréctil y en mujeres, relaciones sexuales dolorosas”.

Pies y manos

“Es la más frecuente, se experimenta dolor  quemante o ardoroso, disminución de la sensibilidad, resequedad de la piel y alteraciones del umbral térmico y de movilidad”, dice Vega.

4 maneras de prevenirla

1.- Ten un control adecuado de los niveles de azúcar en sangre y de tu peso corporal.

2.-  Cuida tu presión arterial y los niveles de triglicéridos y colesterol.

3.-  Evita fumar y consumir alcohol.

4.- Revisa diariamente los pies, así como usa calcetines y calzado adecuado.

 

 

¿Te gustó este artículo?